Diario y Radio U Chile

Año X, 18 de noviembre de 2018

Escritorio

Papa expulsa a Cristián Precht de la iglesia por abusos sexuales

La noticia la confirmó el Arzobispado de Santiago. El sacerdote es investigado en el caso Maristas.

Diario Uchile

  Sábado 15 de septiembre 2018 22:58 hrs. 
PRETCH

El Papa Francisco expulsó de la Iglesia católica a Cristián Precht Bañados, sacerdote investigado por casos de abuso sexual en el contexto de acusaciones de ex alumnos de la congregación marista.

La información la confirmó el Arzobispado De Santiago a través de un comunicado de prensa, indicando que “El Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, cardenal Luis F. Ladaria, S.J. ha notificado hoy al Arzobispo de Santiago que, con fecha 12 de septiembre del año en curso, el Santo Padre Francisco ha decretado, de forma inapelable, la dimisión del estado clerical “ex officio et pro bono Ecclesiae” y la dispensa de todas las obligaciones unidas a la sagrada ordenación, del Rev. Cristián Precht Bañados“.

El ex vicario de la Solidaridad ya había sido sancionado en 2012, cuando fue declarado culpable de abusos sexuales contra menores y mayores de edad.

En ese momento, la justicia eclesial había recomendado su expulsión, sin embargo, Ricardo Ezzati había decidido castigarlo por cinco años con una suspensión de sus labores sacerdotales, pena que cumplió en 2017.

El Ministerio Público lo investiga por los abusos cometidos en el colegio de los Hermanos Maristas, caso que lo tiene con arraigo nacional mientras dure la pesquisa. 

A través de redes sociales reaccionaron algunas de las víctimas de abusos cometidos por la Iglesia. Jaime Concha, uno de los denunciantes del caso, se declaró satisfecho por haberse logrado la justicia “que Ezzati impidió en 2012”.

Juan Carlos Cruz y Andrés Murillo, dos de las víctimas de Fernando Karadima, también expresaron sus opiniones. 

Mientras el primero indicó que “Precht deja de ser cura como castigo por la cantidad de abusos sexuales que cometió. (No olvidar que Ezzati lo había perdonado e Infanti lo recibía con los brazos abiertos en su diócesis)”, Cruz dijo que sería “el primero de varios” en ser castigado de manera inapelable por los delitos cometidos.

La decisión tomada por el Papa es el castigo más grave que existe al interior de la Iglesia. La información había sido comunicada el pasado 12 de septiembre, pero sólo este sábado se hizo pública.