Diario y Radio Universidad Chile

Año XIII, 30 de noviembre de 2021

Escritorio MENÚ

Matías Asun: “La historia de nuestro desarrollo económico está marcada por un impacto profundo sobre el medio ambiente”

El director de campañas de Greenpeace Chile se refirió a la relación que existe entre acumulación de capital y destrucción de los ecosistemas y recalcó que "acá lo que está en juego es la protección de las riquezas del país".

Diario UChile

  Viernes 20 de agosto 2021 18:10 hrs. 
Matías_Asún


En conversación con la primera edición de Radioanálisis, el director de campañas de Greenpeace Chile, Matías Asun, se refirió a la situación medioambiental del país y cómo ciertos grupos empresariales han afectado los ecosistemas de diversos territorios y que fue expuesto esta semana en redes sociales en la polémica que envolvió al empresario Andrónico Luksic y la deportista Macarena Orellana.

En ese sentido y consultado por el director de Radio Universidad de Chile respecto de este tema, Asun afirmó que “me llama la atención un fenómeno que he ido viendo y que tienen que ver con las grandes fortunas y su construcción en torno al extractivismo y, por lo tanto, la riqueza que conocemos en Chile está directamente asociada a la actividad intensiva sobre la tierra y los recursos naturales”.

Al respecto sostuvo que “la historia de nuestro desarrollo económico reciente está marcada por un impacto profundo sobre el medio ambiente” y agregó que “conocido es también que nuestra relación con Andrónico Luksic no ha sido la mejor, pero la realidad es que, cuando uno tiene ese nivel de poder, producto de la gigantesca acumulación de capital, hay una responsabilidad mayor y sin embargo ha hecho todo lo posible por burlar a la justicia y evitar sanciones”.

El director de campañas de Greenpeace sostuvo que uno de los ejemplos más claros de este tema “es el que vimos la semana pasada con Dominga, parte de ese problema es que detrás de Dominga está el grupo Penta, entonces, quizás el primer elemento aquí es que existe una disposición al actuar ilegal en más de una ocasión, hay un patrón de tráfico de influencias desgraciadamente alto”.

“El segundo componente tiene que ver en cómo ese fraccionamiento va destruyendo a las comunidades, cómo la inversión va generando ambición y desesperación, especialmente en aquellos más abandonados del sistema. Recordar que la comuna de La Higuera es una de las comunidades más pobres del país y ese ejercicio, esa idea de desarrollo falso donde te traemos progreso porque todos los demás se han olvidado de ti, es extremadamente brutal“, recalcó Asun.

Por lo mismo, para Matías Asun “el problema central ya ni siquiera es la permisividad, este discurso que inicia con un fenómeno donde no solo existe negación de decir ‘el agua de los ríos se pierde en el mar’ que es cómo negarla, pero tiene que circular, el agua es un ciclo, pero partir de esa afirmación anticientífica me parece un sin sentido, una prescindencia de la vida en todo sentido, entonces, el punto central es que tengamos un sistema más justo y para eso es importante el proceso constitucional y que la ciudadanía exprese el valor de la biodiversidad”.

Finalmente, Matías Asun afirmó que “la lógica que está detrás de toda esta situación de privilegios, además en el Congreso, hay que sincerarla y hay que nivelar la cancha porque no nos queda más planeta y por lo tanto, seguir subsidiando mirando hacia el costado y permitiendo que estos esquemas de corrupción sigan funcionando es gravísimo. Por eso es tan importante parar Dominga, por eso es que es tan icónica la batalla, porque tiene corrupción, tiene tráfico de influencias, porque abusan de las personas, porque han mentido en los estudios de impacto ambiental, omitiendo información y construyendo información que es falsa”.

“Entonces, acá lo que nos estamos jugando es la protección de la riqueza del país, que el mismo Banco Mundial, el FMI han señalado que de no incorporarnos nuestra economía no existe, es una economía basada en el negocio de unicornios y es muy evidente cuando por ejemplo sabemos que solo el 56% de los derechos de agua está catastrada”, recalcó Asun.