Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 24 de enero de 2022

Escritorio MENÚ

Chile Vamos: Sin Piñera perdemos la elección

En la derecha se encendieron las alarmas luego que el ex mandatario señalara que no contaba con el total apoyo de su familia para embarcarse en una nueva carrera presidencial, lo que sumado a sus problemas con la justicia han generado que desde Chile Vamos reconocieran que sin Piñera, la derrota en las elecciones de 2017 es casi segura.

Gonzalo Castillo

  Martes 6 de diciembre 2016 21:00 hrs. 
pinera2


Las declaraciones entregadas por el eventual candidato presidencial Sebastián Piñera en las que señaló que su familia no estaba totalmente comprometida con su nueva aventura presidencial, sumado a los problemas legales que lo aquejan por sus negocios con la empresa pesquera peruana Exalmar, encendieron las alarmas en Chile Vamos.

Si bien, el mismo lunes el presidente de Renovación Nacional, diputado Cristián Monckeberg, señaló que “no se echarían a morir” en caso que el ex mandatario declinara presentar su candidatura, este martes fue su primo, el diputado RN Nicolás Monckeberg quien manifestó que en ese caso el Plan B de Chile Vamos sería perder las elecciones presidenciales.

Además, durante esta jornada el senador del MAS, Alejandro Navarro, denunció que durante su mandato, Sebastián Piñera manejaba una terminal Bloomberg en su escritorio en el Palacio de La Moneda, a través de la cual se pueden hacer movimientos bursátiles, por lo que, a su juicio “ha habido negociación incompatible, uso de información privilegiada y además se ha violentado la ley de valores y mercado”.

A todo esto se suma también que en la última encuesta Adimark, el senador independiente pro Partido Radical, Alejandro Guillier, figurara a sólo tres puntos de Piñera, quien hasta hace algunas semanas mostraba una importante ventaja respecto del resto de los precandidatos presidenciales en la intención de voto de los encuestados.

Desde Chile Vamos, si bien han optado por expresar confianza en que el ex mandatario de todas maneras concretará su candidatura presidencial, bajo cuerda admiten que en caso de declinar su opción a La Moneda, los escenarios que se abren son poco auspiciosos para el conglomerado, considerando que quien secunda a Piñera es el senador Manuel José Ossandón, que más de un roce ha tenido con los partidos de la derecha en los últimos meses.

Felipe Kast, diputado y precandidato presidencial de Evópoli confía en que la coalición tendrá “una primaria abierta y competitiva” que incluya a Sebastián Piñera, y en la cual el parlamentario plantea que puede dar la sorpresa.

El ex ministro de Desarrollo Social reiteró su confianza en que el empresario sí tomará parte de las primarias de Chile Vamos,  por lo mismo, aseguró que “se ha levantado una duda que no tiene mucho asidero”.

Respecto de las declaraciones de Nicolás Monckeberg, Kast señaló que éstas sólo reflejan que el diputado de RN “piensa que Piñera es el mejor candidato. Está en su derecho, pero, finalmente, serán los ciudadanos quienes elijan en la primaria quién es el mejor candidato”.

Por su parte, el diputado de la UDI Juan Antonio Coloma fue enfático al señalar que “en Chile Vamos no hay plan B”, ya que, a su juicio, sólo tienen un plan: realizar primarias en las que todos los precandidatos de la coalición se medirán para definir al candidato único del bloque.

“Pero yo creo que decir que hay plan A, B o C es simplemente no entender que la única opción es trabajar todos, que la mayor cantidad de personas estén disponibles para competir en una elección primaria y, de lo contrario, simplemente vamos a perder el gobierno”.

Coloma, al igual que Felipe Kast, manifestó su confianza que el ex Mandatario acepte la candidatura a la presidencia:

“Lo que le hace mal al pacto es empezar a plantear incertidumbres, planes B, planes C cuando eso no es real. En la práctica, eso no existe, lo que hay es un plan que es plan trazado por Chile Vamos, que es conocido por todos y que esperemos que lleve a poder derrotar a la Nueva Mayoría en las próximas elecciones presidenciales”.

Si bien Coloma sostuvo que en caso que sea Manuel José Ossandón el triunfador en las primarias del sector se le entregará el apoyo desde la UDI, reiteró que “de los candidatos que hoy se ven mejor posicionados, al menos yo, creo que Sebastián Piñera tiene la primerísima opción”.

El diputado de RN Leopoldo Pérez, quien es cercano al ex alcalde de Puente Alto, señaló que las declaraciones de Sebastián Piñera, si bien dejaron entrever que su familia no estaría tan segura de entregarle su respaldo en una nueva candidatura presidencial, señaló que es “aventurado” anticipar el retiro de su opción a La Moneda, por lo que calificó de “inconducente e inconveniente” plantear este debate.

Respecto de las declaraciones de Nicolás Monckeberg, el diputado Pérez las calificó como “desafortunadas”, pero que se pueden entender por la cercanía de Monckeberg con la opción de Piñera.

“Son muchas elucubraciones, y creo que es un poquitito de política-ficción, y yo creo que hasta marzo no vamos a tener claridad ni en Chile Vamos ni tampoco en la Nueva Mayoría, porque ahí también están bien revueltas las cosas. Las declaraciones de Nicolás yo las tomo en la justa medida. Las considero un poquito desafortunadas respecto del plan B. O sea, que la derecha va a perder la presidencial porque no va Piñera, yo creo que no es tan así”.

Finalmente, Pérez reiteró que Nicolás Monckeberg “se equivocó” al entregar su parecer sobre el futuro de las candidaturas presidenciales en Chile Vamos: “Yo creo que ni siquiera le hizo un favor a Piñera, si es que lo queremos ver así. No fueron acertadas y fueron inconducentes”.

El senador y precandidato presidencial de RN Francisco Chahuán señaló que es “relevante proteger y cuidar el activo que significa Sebastián Piñera”, sin embargo confía en que Chile Vamos puede generar un programa de gobierno “que sea capaz de cautivar a los chilenos y a nuestro sector en particular”.

“Por supuesto que nosotros deseamos que Sebastián Piñera vaya a la primaria, donde podamos elegir al candidato del sector, y por supuesto la deserción de Piñera podría significar un golpe para las aspiraciones de la coalición, sin embargo nosotros consideramos que el escenario todavía está demasiado volátil, por lo tanto los liderazgos del partido y del sector también pueden generar un planteamiento en un proyecto de país, por lo que no sería tan categórico al señalar que la deserción de Piñera significaría perder una opción presidencial”.