Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 13 de abril de 2024


Escritorio

Acusan a cinco agentes de la DINA por asesinato de Miguel Enríquez

El ministro en visita de la Corte de Apelaciones, Mario Carroza dictó la acusación en la investigación por el delito de homicidio del dirigente del Movimiento Izquierdista Revolucionario.

Diario Uchile

  Miércoles 7 de diciembre 2016 16:14 hrs. 
miguel-enriquez

Compartir en

El ministro en visita Mario Carroza sindicó como los responsables del asesinato del líder del MIR, Miguel Enríquez, a los agentes de la Dirección de Inteligencia, César Manríquez Bravo, Miguel Krassnoff Martchenko, Teresa del Carmen Osorio Navarro y Rodolfo Concha Rodríguez.

Según los antecedentes recopilados en la etapa de investigación, el ministro en visita logró establecer que Miguel Enríquez, a la sazón secretario general del MIR, era intensamente buscado por fuerzas de seguridad desde el 11 de septiembre de 1973, las que lo lograron ubicar el 5 de octubre de 1974 en la comuna de San Miguel, donde le dieron muerte propinándole reiterados disparos.

La resolución establece que: “Los agentes sin advertencia alguna comienzan a disparar contra el domicilio, ante lo cual la víctima y los otros habitantes del inmueble deciden responder desde el interior, pero ante la imposibilidad de hacerle frente a sus atacantes, Miguel Enríquez, encontrándose herido, intenta escapar por las techumbres de las casas colindantes, una vez que se asegura la suerte de Carmen Castillo, pero ello llevó a que los agentes le esperaran y lo abatieran en el lugar”.

Lo que plantea el Ministro Carroza en su acusación es diametralmente distinto a lo que en 1974 se publicó en los medios de comunicación. Aludiendo a que Enríquez había participado en un robo al Banco de Chile y que había muerto en el enfrentamiento ocurrido en su detención.

Finalmente, la denuncia plantea que “las diligencias y la información acumulada durante el desarrollo de esta investigación han permitido sostener que el aludido enfrentamiento no existió, y por el contrario se advierte una preparación centrada en el operativo de detención, tanto por el seguimiento como por las vigilancias permanentes del sector, que le permitieron determinar con antelación su ubicación, permitiendo que la Brigada a cargo de las indagaciones y represión del MIR preparara el lugar, planificara su detención y tomara la decisión de eliminarle.

Síguenos en