Diario y Radio U Chile

Año XII, 7 de agosto de 2020

Escritorio MENÚ

Distrito 10: La “joya de la corona” de las próximas elecciones parlamentarias

Analistas políticos plantearon que el codiciado distrito representa un nuevo panorama electoral para las fuerzas políticas, debido a la heterogeneidad socio-económica de las comunas que lo integran, pero además es la zona que representa una plataforma de visibilización para quienes quieran proyectar sus carreras políticas.

Gonzalo Castillo

  Jueves 17 de agosto 2017 19:28 hrs. 





Más allá de las nuevas configuraciones electorales y territoriales que la reciente reforma al sistema binominal propició, son las disputas al interior de las distintas coaliciones por los cupos en los nuevos distritos las que se han tomado la agenda noticiosa nacional en las últimas semanas.

Y en este escenario es el distrito electoral número 10 el que ha acaparado todas las miradas, luego de la pugna que están escenificando los integrantes del Frente Amplio contra el ex precandidato presidencial del referente, el sociólogo Alberto Mayol.

Algunos de los nombres que aspiran a representar al Distrito 10, por Chile Vamos se baraja a Jorge Alessandri, hermano del actual alcalde de Santiago y ex asesor del segundo piso de Piñera, Julio Isamit, ex líder de la revolución pingüina de 2006 y Carolina Lavín, actual concejala de Santiago, por la UDI.

Por RN la actual diputada por Ñuñoa y Providencia Marcela Sabat aspira a la reelección, acompañada por el sobrino del alcalde de Vitacura, Raúl Torrealba, Sebastián Torrealba; mientras que por Ciudadanos, el ex presidente de Fundación Iguales Luis Larraín

Por el Frente Amplio, hasta ahora quienes postulan por este distrito son Giorgio Jackson y Natalia Castillo de Revolución Democrática, Gonzalo Winter del Movimiento Autonomista, y Francisco Figueroa de Izquierda Autónoma.

En la Nueva Mayoría, por el pacto entre comunistas, radicales, PPD y socialistas son Javiera Olivares ex presidenta del Colegio de Periodistas, Julia Urquieta, ex subsecretaria de Previsión Social y Pablo Orellana, todos del PC. Mientras que desde el PPD apuntan a la reelección de Ramón Farías, al igual que el PS con Maya Fernández.

La DC, que formará pacto con el MAS y la Izquierda Ciudadana, el objetivo es lograr la reelección de Claudio Arriagada.

En este marco, Radio y Diario Universidad de Chile consultó a analistas políticos para que abordaran las particularidades de este distrito electoral que agrupa a los antiguos distritos 22 de Santiago; el 21 de Ñuñoa y Providencia, y a las comunas de Macul, La Granja y San Joaquín, que formaban el distrito 25.

Alejandro Olivares, académico del Instituto de Asuntos Públicos de la Universidad de Chile señaló que lo que “hace especial” al Distrito 10 es que representa muy bien a Santiago y a la región Metropolitana, y por ende al país, es por esto que se ha transformado en ‘la joya de la corona’ electoral y una plataforma para cualquiera de las personas que resulten electas ahí.

“Es como la joya de la corona, muchos creen que ese distrito, o el antiguo distrito que era Santiago, era el distrito que daba mayor visibilidad por la cantidad de votantes, por el peso simbólico de ser los diputados de Santiago. Si a eso le sumamos un grado de heterogeneidad mayor, incluyendo comunas que son bastante diversas, da cuenta de una representatividad que pocos distritos alcanzan a nivel nacional”.

Además, Olivares señala que este distrito plantea un escenario de incertidumbre, en el cual incluso el Frente Amplio, que aspira a retener a Giorgio Jackson en su escaño en el Congreso, podría perderlo dado que aún no está claro la llegada que el referente pueda tener en comunas más populares.

Mauricio Morales, director del Centro de Análisis Político de la Universidad de Talca, señaló que la papeleta que se les entregará a los votantes de este distrito, podría llegar a tener más de 40 candidatos, algo muy distinto a los que estaban acostumbrados los votantes de este sector.

Respecto de los probables resultados que se pudieran dar en noviembre en este distrito, Morales sostuvo que las simulaciones que han realizado apuntan a que Chile Vamos puede conseguir cuatro diputados, mientras que los dos pactos de la Nueva Mayoría podrían obtener tres escaños. En tanto, el Frente Amplio podría alcanzar un parlamentario.

“Lo que arrojan las simulaciones son cuatro escaños para Chile Vamos, tres irían a la antigua Nueva Mayoría, ahí hay que ver cómo se distribuyen ya que van a ir en dos listas distintas y uno para el Frente Amplio, pero hay que recordar que el Frente Amplio, no existía en ese momento, participó solamente con Giorgio Jackson en Santiago, no sabemos muy bien cuánto pesa el Frente Amplio en Ñuñoa, Providencia, Macul, La Granja y San Joaquín, aunque en la elección 2016 obtuvo un resultado que estuvo muy cerca de los dos dígitos, por ende nosotros creemos que el Frente Amplio se podría quedar con dos cupos”.