Diario y Radio U Chile

Escritorio MENÚ

Fidel Castro cumple 88 años: ¿La historia lo absolverá?

Impacto en políticas del continente e importancia de Fidel Castro en la consolidación del pensamiento de izquierda latinoamericano son parte de las preguntas que diversos sectores se hacen del líder de la revolución cubana. ¿La historia lo absolverá? es la pregunta que responden en su nuevo aniversario.

Paula Correa

  Miércoles 13 de agosto 2014 23:41 hrs. 
Fidel resignation


Fidel Castro cumplió este miércoles 88 años y ya se puede vislumbrar su legado a la cabeza de la Revolución Cubana.

La semilla de la revolución de 1959 ocurrió seis años antes, el 26 de julio de 1953, cuando un grupo de jóvenes liderados por el abogado Fidel Castro, asaltó el Cuartel Moncada, la segunda fortaleza militar de la dictadura de Fulgencio Batista.

La acción fracasó y en el juicio Fidel pronunció su proclama “La Historia Me Absolverá”, con lo que parte la historia y el legado de los Castro. Ya transcurrido más de medio siglo, se acerca a los noventa años y aunque muchos pensaron que desaparecería producto de la edad o las enfermedades, su pluma sigue presente en el periódico oficial “Granma” y con constantes visitas políticas de dignatarios desde diversos países. Su vida política se mantiene activa y la resistencia de Cuba también.

Este miércoles diversas naciones latinoamericanas lo celebran, o al menos, lo recuerdan. Según muchos historiadores a Fidel se le ha querido desaparecer en numerosas oportunidades, pero persiste, aunque algunos dudan de su legado y critican el desarrollo del proceso emancipador cubano, principal opositor en la región de los Estados Unidos. Pese a esto, para el analista internacional Pablo Jofré la importancia de Fidel es innegable.

“Fidel creo que representa, en lo general, una de las personalidades del siglo XX más importantes del mundo y eso en el plano político, en la influencia, en lo intelectual, en el plano del desarrollo que tuvo el y lo que logró sobre todo con la influencia en los movimientos de liberación nacional sobre América Latina y sobre elevar la necesidad de pensar con cabeza propia”, afirmó.

Para Jofré Cuba ha tenido un rol relevante en la consolidación de un pensamiento, un pensamiento libertario a nivel internacional y de diversas revoluciones el mundo.  “Si algo hay que agradecerle a Cuba es que levanta el nombre y la voz de América Latina en el concierto internacional”, afirmó.

En ese sentido se explica la existencia de una camada de dirigentes locales que se han declarado “hijos políticos de Castro”: En Brasil los presidentes Lula Da Silva y Dilma Rousseff; José Mujica en Uruguay; en Argentina Néstor Kirchner y Cristina Fernández; Evo Morales en Bolivia; Rafael Correa en Ecuador; en Venezuela, Hugo Chávez y Nicolás Maduro; en El Salvador Mauricio Funes y Salvador Sánchez Cerén; y en Nicaragua Daniel Ortega, entre otros mandatarios y diversos  actores políticos.

Sin embargo, hay voces de izquierda que son más críticas. Si bien reconoció el aporte de la revolución cubana y la fuerza de su permanencia, el sociólogo y cientista político, Tomás Moulián afirmó que la madre de las revoluciones socialistas del continente ha declinado, principalmente por convertirse en una dictadura de partido único, no logrando establecer un régimen de competencia pluralista. Sobre esto se refirió también el abogado demócrata Cristiano, Sergio Micco.

“Se ha ido imponiendo al idea de que Cuba es cada vez menos un ejemplo a seguir como un proyecto político integral”, afirmó y añadió que “los defensores de Cuba lo que siguen defendiendo es el nacionalismo contra el bloqueo norteamericano y sus rendimientos e materia socioeconómica, Salud y Educación, pero cada vez más viene la crítica de que estamos frente a un gobierno autoritario, incluso con elementos hereditarios donde el poder pasa al hermano y después del año 89 y el tribunmdo de las economías de mercado, Fidel Castro y su régimen aparecen como un resabio histórico”, sostuvo. Además afirmó que se piensa que Cuba no resistiría a la muerte de Fidel y su hermano Raúl Castro.

Con esto coincidió el también DC Eduardo Saffirio Director del Centro de Estudios del Desarrollo, CED, para quien  nada bueno salió en la onda larga de la revolución cubana y añadió que una de las razones que mantiene a Cuba en la situación actual ha sido, justamente, la acción de su rival, los Estados Unidos, debido a que “la torpeza de la política exterior nortemericana y la estupidez condenable del bloqueo”, irónicamente, ha ayudado a que el régimen se sostenga “porque es el nacionalismo lo que hoy día sigue sirviendo de base de apoyo”.

Como sea, algunos sectores condenan las violaciones a los Derechos Humanos ocurridos en el transcurso de estos años y otros aplauden a Fidel como el impulso de Cuba para  liberarse del modelo de opresión de los Estados Unidos, que se observa como otra forma de imperialismo que atenta contra la autodeterminación de los pueblos.

Información importante
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.