Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 17 de junio de 2024


Escritorio

Cierre de comentarios de lectores IV


Viernes 8 de abril 2016 13:02 hrs.


Compartir en

Sr. Director:

Lamentable el incidente que obliga a la radio a cerrar los comentarios de auditores-lectores de la página web. Ojalá se encuentre una alternativa para comentar el material que nos presenta la radio.uchile.cl, en forma de tribuna de los auditores-lectores. No es contraproducente ir buscando nuevas formas de edición y programación en los medios, aparte de la forma clásica hasta ahora, el que el usuario recibe la noticia, y lo máximo que puede hacer es abstenerse de ir a votar.

Lo esencial es ir formando opinión activa y participativa, sin ella los sucesos del 2006 y 2011 no habrían tenido lugar.

Volviendo a la contingencia noticiosa, las cada vez nuevas revelaciones de los archivos de Panamá nos confunden por la cantidad de las supuestas fuentes en dichas revelaciones o “filtraciones” (palabra muy de moda…) acerca de los casos de las personas imputadas, o indicadas como hechores de fraude tributario.

Hay tres posibilidades palpables en la salida de este escándalo mediático: 1. Que todo quede en nada sin consecuencias para los implicados. 2. Que una profunda investigación periodística llevará a cambios sustanciales. 3. Que la cobertura tendenciosa de futuras filtraciones similares no tengan el impacto ni la confianza de la opinión.

Lo más probable es que la primera sea la consecuencia futura, es lo que ha sucedido desde la implementación del modelo económico que rige en todo el mundo. No figura en la tesis del modelo la evasión, elusión, ni el fraude tributario. Pero de alguna manera los políticos y financieros, llegan a la conclusión de que el pagar impuestos y sueldos, es un mal negocio. Esto que es doctrina del empresariado chileno, que incluso les llevó a financiar el golpe cívico-militar, y a posterior seguir financiando los aparatos de tortura, y lo que es peor aún, salir con su propia gente a dar caza a dirigentes sindicales. Léase familia Kast.

El fraude o evasión es hoy, en la práctica, una doctrina tácita en todo el mundo siguiendo el modelo chileno. Los políticos y financieros del mundo dicen: ¿si Chile, que tiene la mejor economía de los países emergentes, lo hace por qué no nosotros?

En todo el mundo político y de las finanzas rige la misma idea, esa quizás sea a la larga la causa de su derrumbe.

La segunda posibilidad, solos los medios alternativos tendrían la voluntad de indagar el meollo de esta cuestión, pero que no tienen los medios para financiarse en estos costos, por lo tanto todo queda en nada, más aun si por causas éticas y también de costos no pueden cubrir los gastos hacia los usuarios, como es el control al sabotaje editorial de que ha sido objeto esta radio.

La tercera posibilidad en este caso es un hecho muy palpable. Al no estar involucrado el wikileaks, la información de estos archivos está siendo administrada con cuenta gotas, según a quien se “quiera” implicar. Es evidente que aquí hay un juego mediático de los servicios de inteligencia de los países en cuestión.

Al primero que se indicó en los medios occidentales (54 veces en la prensa británica) como corrupto, fue a Putín. Después, bochornosamente se rectificaron que eran amigos personales de él. A su vez alguien realmente implicado en el caso, el primer ministro británico Cameron acusa a los servicios de inteligencia rusos de implicarlo criminalmente, la cuestión que este señor está literalmente sentado a traste pelado (sentado en una bacinica) en el Parlamento británico rindiendo cuenta.

En fin, todo se ha vuelto una cortina de humo aquí y allá, todo quedará en nada, y menos si se coarta la opinión de los usuarios en los medios, ¿no cree usted?

Enrique Salas

Nota de la Dirección:

En los próximos días, Enrique, ofreceremos efectivamente una alternativa para volver a acoger los comentarios responsables como el suyo y filtrar los que se emiten irresponsable y anónimamente.

El contenido vertido en esta Carta al director es de exclusiva responsabilidad de su autor y no refleja necesariamente la posición de Diario y Radio Universidad de Chile.

Envíanos tu carta al director a: radio@uchile.cl