Diario y Radio U Chile

Año XI, 8 de diciembre de 2019

Escritorio

Investigador CIAE: Sistema escolar sigue respondiendo a atributos sociales de las familias

Si bien tanto autoridades como expertos valoraron las mejoras que expresaron los resultados del Simce 2015, de todas maneras siguen existiendo importantes brechas de carácter socioeconómico en el sistema escolar chileno.

Constanza Sáez

  Lunes 25 de abril 2016 21:12 hrs. 
Simce

Ayer fueron presentados los datos del último SIMCE e Indicadores de desarrollo personal realizados a alumnos de educación básica a lo largo de todo el país. Entre los datos destacados por las autoridades se encuentran la disminución de la brecha por género en las diferentes materias y el alza de 10 puntos en los puntajes del SIMCE. Estos últimos fueron asociados a la caída en la brecha socioeconómica respecto al aprendizaje.

En la oportunidad el secretario ejecutivo de la Agencia de Calidad de la Educación, Carlos Henríquez, destacó los avances sobre calidad en los niveles básicos y el panorama favorable luego de la implementación de la Ley de Subvención Escolar Preferencial (SEP), normativa que contribuye a reforzar la equidad y calidad en la educación de los establecimientos entregando recursos por parte del Estado.

En esa línea, Henríquez destacó que en matemáticas el promedio de resultados de los cursos 4° y 6° básico entre los establecimientos de grupos socioeconómicos (GSE) bajos y altos se encuentran diferencias de 66 y 79 puntos, respectivamente: “Sin embargo, al mirar la última década, en 4° básico, existe una clara disminución de la brecha entre los GSE alto y bajo desde 77 en 2005 a 66 puntos en 2015” expresó.

Respecto del ítem de comprensión de lectura en 4°básico la brecha disminuyó en 15 puntos en la última década.

En este contexto, Juan Pablo Valenzuela, especialista del Centro de Investigación Avanzada de Educación (CIAE) de la Universidad de Chile, sostuvo que es un avance significativo en materia educativa, ya que no siempre las iniciativas políticas contribuyen a mejorar los resultados.

“Los resultados son robustos, permanentes y equitativos. Es decir no solo sube el promedio de puntaje sino también reduce la brecha de nivel socioeconómico de las escuelas”

No obstante, el académico advirtió que si bien hay logros respecto a mitigar la brecha socioeconómica en el aprendizaje, no hay señales de mejorías sostenidas en el futuro: “El sistema escolar chileno sigue respondiendo en gran medida a los atributos sociales de origen de la familia que componen las escuelas chilenas” expresó

Si bien el balance es positivo, hay números que alarman: en promedio de los últimos cuatro años un 38 por ciento de los niños de 4° básico tienen un nivel insuficiente en el ramo de matemáticas y solo un 23 por ciento tiene nivel adecuado.

Por otra parte, en comprensión de lectura los resultados son favorables siendo un 38 por ciento los alumnos de 4°básico quienes tienen un nivel adecuado en comparación con un 31 por ciento de alumnos que obtiene un nivel insuficiente.

Para Valenzuela, el paso siguiente deben ser las reformas en los espacios de dirección de los establecimientos y con ello también mejorar la formación en ejercicio de los docentes: “Es necesaria una reforma que tenga que ver con la carrera profesional de los directivos. La evidencia mundial da cuenta que los que instalan el inicio de las oportunidades de mejoramiento, los que animan y potencian el desarrollo de comunidades de aprendizaje entre los docentes al interior de las escuelas son los equipos directivos, y hoy existe una falencia en el caso de Chile” sostuvo.

Por último, el investigador afirmó que si se implementan políticas integrales transversalmente en el sistema educacional desde directores de establecimientos hasta los alumnos, es posible que en un futuro exista igualdad de oportunidades educativas en el país.