Diario y Radio Universidad Chile

Escritorio MENÚ

Salvar a los niños de Afganistán

Manifestaciones de protesta sin precedentes desde la toma del poder por los talibanes el 15 de agosto se registraron este martes 7 de septiembre en Kabul, la capital afgana, cuando cientos de mujeres y hombres salieron a la calle con banderas y pancartas para reclamar "libertad" y mostrar su apoyo al Frente Nacional de Resistencia (NRF) que, según informaciones fragmentadas y contradictorias, estaría luchando contra el nuevo régimen en la provincia norteña de Pashir. Sin embargo, subsiste una pregunta acuciante: ¿qué está pasando con los niños de Afganistán?

Luis Hernán Schwaner

  Martes 7 de septiembre 2021 16:56 hrs. 
niños afganistan


No será noticia, invisibilizada por los grandes consorcios informativos que obedecen los lineamientos e intereses de las grandes potencias que juegan su ajedrez mortal sobre el tablero ensangrentado del segundo país en el mundo con la mayor cantidad  de personas que padecen hambre.

La Organización No Gubernamental de ayuda humanitaria internacional Save the Children ha hecho un dramático llamado para reunir ayuda que permita solventar la situación actual en Afganistán, una situación que está a punto de empeorar, afirma. Porque, si estos días han sido duros para la población afgana, los que se avecinan pueden llegar a ser aún peores, de acuerdo con las imágenes y testimonios que se han podido conocer hasta ahora.

Esto es así, afirma en un comunicado el Director Internacional de Emergencias de Save the Children de España, David del Campo, porque incluso antes de que los talibanes regresaran al poder, Afganistán ya estaba paralizado por el hambre y la pobreza y desde mayo, la violencia ha desplazado al menos a 570.000 personas -el 60% de ellas niños y niñas- que se han visto obligadas a huir de sus hogares y comunidades.

La ocupación militar por 20 años de Estados Unidos y sus aliados de la OTAN, la crónica inestabilidad política, décadas de conflictos, repetidas sequías y ahora una tercera ola de Covid-19, ponen en riesgo real la supervivencia de miles de niños y niñas afganos. Es vital, afirma, poder reiniciar algunos de sus programas para proteger el futuro de los niños y niñas de Afganistán. Save the Children ha retomado su actividad humanitaria en la región de Kandahar, a la espera de tener autorización del nuevo gobierno talibán para expandir su acción a más regiones del país y así poder llegar a un máximo de niños y niñas, y sus familias.

Para ello, esperan que puedan reanudar su trabajo en más zonas del país para así poder continuar distribuyendo alimentos, atención médica, educación y refugios temporales a aquellas familias que, hoy por hoy, sólo dependen de la ayuda humanitaria.

El programa de esta ONG humanitaria en la región de Kandahar consiste  principalmente en dar acceso urgente a servicios de salud para llegar a los lugares más remotos a través de clínicas de salud móviles, detectando casos de desnutrición aguda y ofreceiendo el tratamiento que necesitan los niños y niñas afganas para sobrevivir. También, ofrecer ayuda en efectivo a las familias para que puedan cubrir sus necesidades básicas, como la compra de alimentos o la obtención de un refugio. Es urgente distribuir refugios temporales, mantas y artículos de primera necesidad a la población desplazada y, de paso, ayudar a profesores y alumnos a que puedan continuar su educación, tanto formal como informal, a través de distintas actividades.

Sin ayuda urgente, decenas de miles de niños y niñas podrían perder la vida por desnutrición y otras enfermedades mortales, en un país que se encamina al invierno, con evidentes peligros, pues allí las temperaturas pueden descender incluso hasta los16°C grados bajo cero, con noches gélidas y nevadas frecuentes. Por ahora, afirma Del Campo, Mientras tanto, Save the Children también está en Pakistán atendiendo a los miles de refugiados afganos que están cruzando intermitentemente la frontera.

Por todo lo anterior, solicitan la ayuda internacional, pudiendo quien así lo desee, suscribirse como socio o socia de la ONG y de ese modo dar apoyo a los voluntarios en terreno, única forma para muchas y muchos de sobrevivir en los próximos meses. Ese apoyo permitirá reaccionar de forma rápida y efectiva para continuar implementando los programas que están en desarrollo en la zona de Kandahar y asegurar una respuesta efectiva para las niñas y niños que continúan llegando a los campamentos de refugiados en los países limítrofes. Tenemos la absoluta obligación moral de asegurar su protección, sus derechos y su supervivencia en esta terrible emergencia internacional, reitera David del Campo.

Finalmente, afirma con resolución: “Llevamos desde 1976 trabajando ininterrumpidamente para ayudar y apoyar a los niños y niñas afganos, y no vamos a parar ahora”.

(Si se desea cooperar, se puede contactar a David del Campo, Director Internacional de Emergencias en:  mail@c.savethechildren.es).

(Imagen: RFI- Olivier Chassignole AFP/Archivo)

Información importante
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.