Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 8 de diciembre de 2022

Escritorio

Marcela Vera por disminución de poder adquisitivo: “Un 60% de la población está en una situación de vulnerabilidad económica”

La académica de la Universidad de Santiago calificó este panorama como “bastante grave” y afirmó que la alternación en los salarios reales puede devenir en un aumento del desempleo, por lo que destacó la necesidad de mejorar el mercado del trabajo.

Diario UChile

  Viernes 7 de octubre 2022 9:10 hrs. 
Dinero chileno

Compartir en

En conversación con la primera edición de Radioanálisis, la economista y académica de la Universidad de Santiago, Marcela Vera, profundizó sobre la inflación y la baja en los índices de remuneraciones reales, que de acuerdo al último reporte del Instituto Nacional de Estadística (INE) notificó una disminución de 2,6% en doce meses.

Sobre esto último, Vera explicó los alcances de este índice, señalando que “cuando a uno le aumentan el sueldo, es decir, el salario nominal, este tiene que ir a la par con el aumento de la inflación para que el sueldo no pierda poder adquisitivo, para que yo pueda comprar lo mismo que compraba antes de que se produjera esa inflación”.

En ese sentido, comentó que “lo que estamos viendo es que la inflación está creciendo de forma muy intensiva y muy acelerada, pero esto no está yendo a la par con el aumento en los salarios nominales, con lo que a usted le pagan todos los meses. Entonces, esto está generando una pérdida ya durante once meses consecutivos respecto del poder adquisitivo que tenemos los chilenos y chilenas producto del salario que generamos con nuestro trabajo”.

Para la académica el hecho “es bastante grave porque si uno compara este período con el de pandemia, que fue altamente complejo, de mucha crisis, multidimensional, podemos observar que incluso en ese período no habíamos visto fenómenos tan sostenidos de baja en el salario real y, por tanto, eso es tremendamente perjudicial para los hogares chilenos que dependen como forma de financiamiento su salario”.

Asimismo, afirmó “si miramos los estudios que hay respecto de la mediana de salarios, es decir, del salario que mayoritariamente recibe la población en Chile, estamos hablando de un salario que es en torno a los $460.000, bastante cercano al salario mínimo”.

“Esto significa que un 60% de la población está en una situación en efecto de vulnerabilidad económica. Entonces, un cambio en su poder adquisitivo implica que deja de poder consumir aquellos bienes necesarios, no estamos hablando de bienes de lujo, sino que básicamente ese ingreso es utilizado para el financiamiento de aquellos elementos extremadamente básicos: el pago de la vivienda, la canasta de alimentos”, aseveró.

Por lo mismo, recalcó que cada vez que sube la inflación y, en particular, se acumula en torno a los precios de los alimentos y esto, además, va acompañado de una disminución del salario real, afectan de manera mucho más directa y profunda a la población más pobre porque es la que más gasta en ese tipo de bienes. Por tanto, se produce una situación tremendamente regresiva”.

En esa línea, expresó que “si uno lo proyecta es bastante complejo porque no se espera que la inflación se logre controlar de aquí al próximo año. Por tanto, vamos a tener una serie de períodos futuros en donde esto va a seguir profundizándose. Por otra parte, también preocupa cómo este salario real en fondo está reflejando que las empresas no están valorando el trabajo, por lo tanto, puede venir incipientemente una situación en la cual dejen de crearse empleos y, al mismo tiempo, tengamos una tasa de desocupación cada vez más alta”.

De esta manera, la académica destacó la importancia de actuar oportunamente. “Vamos a tener un proceso de estanflación, por lo que hay que prevenir y mejorar el mercado del trabajo para que no generara este impacto sobre los salarios y la empleabilidad. Sin embargo, no hemos podido observar medidas que puedan ayudar a estabilizar el trabajo de las personas”.

“Un sistema adecuado de subsidios al empleo podría ayudar a mejorar por lo menos la estabilidad en relación a la empleabilidad. Un adecuado subsidio podría mejorar esta situación de acceso a un salario que permita cubrir estos procesos inflacionarios. Ese tipo de medidas son mucho más efectivas en términos económicos que simplemente generar otro tipo de ayudas indirectas”, expresó Vera.

Síguenos en