123123

Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 19 de junio de 2024


Escritorio

Caso conscriptos: jóvenes no fueron vacunados contra la influenza

"Fue violado su derecho a la salud", dijo la senadora Fabiola Campillai en la comisión de Derechos Humanos, tras escuchar a las autoridades regionales de Arica que entregaron más información en torno a la muerte de Franco Vargas.

Pilar León

  Jueves 23 de mayo 2024 17:26 hrs. 
Conscriptos del Ejercito de Chile. Foto: @ejercito_chile en InstagramConscriptos del Ejercito de Chile. Foto: @ejercito_chile en Instagram

Compartir en

Sin la presencia de representantes del Ejército, quienes estaban citados a la reunión, sesionó en Arica este jueves la Comisión de Derechos Humanos, Nacionalidad y Ciudadanía del Senado.

Esto, con el objetivo de conocer los antecedentes por parte de las autoridades regionales sobre el fallecimiento del soldado de 19 años, Franco Vargas, y los problemas de salud que sufrieron el resto de sus compañeros de la Brigada n°24 de Huamachuco luego del entrenamiento militar en Putre.

En la sesión, el director del centro de salud familiar de Putre, el médico Aldo Rivera, volvió a relatar ante la comisión lo que había expuesto en el concejo municipal de la comuna: el conscripto Vargas había llegado al recinto de salud sin previo aviso y sin signos vitales, registrándose su muerte a las 07:12 am del sábado 27 de abril. Luego, cerca de las 06:00 de la tarde llegaron tres soldados más para ser atendidos por problemas respiratorios y quirúrgicos, de los cuales dos fueron derivados al Hospital Regional de Arica.

En ese sentido, Rivera cuenta que en sus 34 años trabajando en la comuna nunca habían atendido una situación de tan grave como ésta: “Siempre hemos tenido una relación de apoyo con el regimiento y estamos atendiendo soldados que por falta de médicos se trasladan al centro de salud para ser atendidos, pero no recuerdo hechos tan terribles como lo que estamos comentando. Si algunos accidentes producto de la práctica militar misma, pero carreteros principalmente”.

Asimismo, la seremi de Salud de Arica y Parinacota, Martha Vargas, señaló que el 29 de abril se enteró de la muerte de Franco Vargas y de los dos conscriptos que se encontraban internados por la gravedad de sus condiciones de salud. Frente a esta situación la autoridad comenzó a realizar gestiones con el objetivo de identificar si existía un riesgo de contagio que podría haber afectado, no sólo al regimiento, sino que a la comunidad de Putre.

En ese momento el Ejercito decidió trasladas desde Putré al resto de los 245 soldados, a los cuales se les hicieron encuestas y exámenes, en los que se evidenció que había un brote de influenza presente en la brigada que no estaba vacunada contra este virus respiratorio, pese a la campaña de inoculación del Ministerio de Salud.

“Habría sido completamente diferente el curso de este evento lamentable, si es que hubiéramos tenido a la población vacunada”, enfatizó la seremi.

Y afirmó que “en el transcurso de los días no hubo más casos graves que requirieran uso de camas críticas hospitalarias y nos mantuvimos con los dos muchachos que, lamentablemente, estaban muy graves (…) sobre ellos, en el caso del primer chico, se identificó la bacteria Escherichia coli, la que le produjo todo el cuadro y la sepsis, y en el segundo chico, aislamos la bacteria Estafilococo, que se aloja en la piel regularmente y que habría ingresado por una herida”.

Por su parte, el director del Servicio Médico Legal (SML), Mario Mejias, se refirió a la autopsia realizada a Franco Vargas el 28 de abril, explicando que la causa de muerte del joven de 19 años todavía se encuentra en proceso de aclarar, pues aún faltan todos los informes complementarios de análisis requeridos por el médico tanatólogo.

Asimismo, declaró que en este procedimiento no aplicaron el Protocolo de Minnesota, el que se ejecuta en caso de una muerte sospechosa, porque desde “la Fiscalía Militar recibieron la orden de realizar una autopsia normal”.

En este caso uno de los derechos humanos fundamentales violados fue el derecho a la salud en todos los jóvenes“, concluyó la presidenta de la comisión de Derechos Humanos, Nacionalidad y Ciudadanía, la senadora Fabiola Campillai, luego de escuchar a los expositores.

En esa misma línea, sostuvo que “cuando Franco se manifiesta que no se sentía bien, cuando según sus compañeros se cae no una, sino que varias veces antes de caer definitivamente y no pararse más, se le niega la salud y la atención medica. Después tenemos a este joven que tiene la bacteria Escherichia col, que no pudo haberse sentido mal de un momento a otro, y tampoco tuvo su derecho a la salud. Y tenemos otro soldado que tenía una herida que no fue tratada antes y tenemos a los conscriptos que tuvieron un brote de influenza que no habían sido vacunados contra este virus respiratorio”.

En la sesión de la comisión realizada en Arica también participó el Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH) y el Ministerio Público, quienes insistieron que técnicamente este caso debe ser visto por la justicia ordinaria. En tanto, el fiscal regional, Mario Carrera, aseguró que probablemente la Corte Suprema resuelva esta contienda dentro de un mes.

Síguenos en