Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 30 de mayo de 2024


Escritorio

Diego Vela (FA): “El trabajo que hemos hecho en los gobiernos locales va a hacer que más vecinos quieran liderazgos del Frente Amplio”

El timonel de RD abordó la valoración ciudadana de las cartas frenteamplistas y la aspiración a crecer en municipales de forma "razonable". También se mostró dispuesto a analizar construir una alianza no solo electoral, sino que política con la DC.

Bárbara Paillal

  Domingo 14 de abril 2024 10:39 hrs. 
Diego Vela Revolución Demócratica sobre Miguel Crispi caso Democracia Viva Frente AmplioDiego Vela Revolución Demócratica sobre Miguel Crispi caso Democracia Viva Frente Amplio

Compartir en

Un balance más positivo que desfavorable es el que realizan desde el Frente Amplio (FA) tras las extensas negociaciones para la inscripción del pacto “Contigo Chile Mejor“, que reúne a las fuerzas progresistas. Junto con asegurar candidatos únicos en comunas claves como Independencia, Ñuñoa y Maipú, desde el FA confían crecer de forma “razonable“, bajo los parámetros que permite la alianza electoral, pero disputando a nivel nacional nuevos espacios a sus socios y a la derecha en las urnas.

De reflexiones y proyecciones se refirió a Radio y Diario Universidad de Chile el presidente de Revolución Democrática (RD), Diego Vela, profundizando, entre otras cosas, sobre la valoración ciudadana de las cartas frenteamplistas y las tensiones internas oficialistas. “Hay una conciencia en la alianza de Gobierno de que las diferencias que tenemos o esas tensiones que se generan, no pueden ser las que finalmente nos ordenen”, aseguró.

En otra arista, indicó que, en miras del objetivo primero de mejorar la calidad de vida de la población, la Democracia Cristiana es bienvenida a iniciar un proceso de diálogo para eventualmente formar parte no solo de futuras alianzas electorales, sino también políticas que trasciendan a la administración Boric.

¿Cómo titularías los resultados para el FA y la Alianza de Gobierno? Luego de ya conocidos los resultados de las negociaciones, las comunas aseguradas y donde irán a primarias municipales.

Fue un buen acuerdo para Chile, para las vecinas y vecinos de las más de 300 y tantas comunas en las cuales vamos a competir como Alianza de Gobierno más la Democracia Cristiana. Fue una negociación larga, dura, difícil, eran 11 partidos, pero creo que logramos un resultado que, uno, mantiene la alianza y fortalece justamente el proceso de unidad, de entender que acá necesitamos todos articularnos, ceder en ciertas posiciones, para tener mayores posibilidades de mejorar la vida de las chilenas y los chilenos sobre todo en los gobiernos locales que son fundamentales para la vida de las personas y con eso evitar un mal gobierno local o un gobierno local de derecha que creemos que no va justamente en la línea de asegurar mejores garantías en acceso a derechos, en seguridad, en ejercicio de libertades que son importantes para las personas.

Como Frente Amplio ese era nuestro primer objetivo, el lograr que pudiésemos llegar a un acuerdo y que pudiéramos articular las fuerzas, entendiendo la responsabilidad que tenemos para que el país le vaya bien. En un segundo lugar, también es positivo porque quienes actualmente están liderando gobiernos locales, creo que fue una positiva evaluación del desempeño que están teniendo ellos, y lo más importante -más allá de los partidos- es la evaluación que tienen las personas, y hoy vemos como los gobiernos locales donde está el Frente Amplio, en gran parte son las personas que viven en esos gobiernos locales, las más valoradas por la ciudadanía.

Uno lo ve en el caso de Tomás Vodanovic en Maipú, en Macarena Ripamonti, que son liderazgos nacionales, pero también a escala local en Valdivia, en Ñuñoa, en distintos lugares del país que estamos logrando a través de hechos concretos, el tener una gestión que le transforma la vida a las personas.

Tomás Vodanovic en Maipú ha logrado recursos que iban a parar en peluches, que hoy día vayan a parar realmente en recuperar el agua potable para los ciudadanos, terminar con las inundaciones que tenían, pero también poder dar un servicio de calidad y con una perspectiva de cómo recuperando lo público eso genera mejor calidad de vida para las personas, como también recuperando la Plaza Maipú que antes más que comercio eran espacios donde se generaba mucha delincuencia y hoy día es un espacio público que se está recuperando.

Declaraciones del Socialismo Democrático apuntaron a “dolores”, de hecho, Paulina Vodanovic (PS) emitió una declaración pública marcando cierta molestia. ¿Cómo ves tú ese pronunciamiento?, ¿hay dolores desde el FA?

Sí, nosotros también, por ejemplo, queríamos competir en Puerto Montt. Tenemos una concejala que está muy bien evaluada, que es un tremendo liderazgo local, Evelyn Chávez y, en ese caso, el PS decidió no abrir una primaria y finalmente cuando uno genera un acuerdo, en este caso once partes, uno tiene que ceder en posiciones. Lamentablemente uno no logra todo lo que quiere, pero justamente eso es lo que implica un acuerdo y, en ese sentido, creo que lo relevante es que logramos un acuerdo y un acuerdo que pone por delante liderazgos que son muy buenos para las distintas comunas del país.

Analistas advierten que por el reciente contexto, en RD con el Caso Convenios, el FA se vería más afectado de cara a las municipales en contraposición a los partidos tradicionales, ¿hay resquemor?

Es importante ver el resultado que vamos a tener el 28 de octubre a partir de los equilibrios que se generen. Creo que tomar como punto de comparación la elección que fue en conjunto con la Convención Constitucional no refleja tanto lo que ha ido sucediendo durante estos últimos tres años en el país y claramente desde el Frente Amplio nosotros apuntamos a poder crecer, pero crecer también con una expectativa razonable y responsable, en un contexto donde hay un alza de la extrema derecha y también lo que nosotros buscamos es generar un espacio de apertura para que todos pudiéramos competir.

El trabajo que hemos hecho actualmente, o sea, hechos con una visión clara, pero hechos, no solo palabras, en los gobiernos locales del Frente Amplio van a hacer que vecinos de más comunas quieran tener liderazgos del Frente Amplio en sus gobiernos locales para poder mejorar la calidad de vida que existe en esas comunas.

Por tus palabras, veo que no hay resquemor…

Es altamente probable que la proporción que tiene la Alianza de Gobierno más la Democracia Cristiana en gobiernos locales cambie. La elección anterior fue una elección extremadamente favorable para las fuerzas progresistas.

Creo que las últimas elecciones nos han demostrado de que hay un espacio mucho mayor de disputa y donde hay un equilibrio más entre oposición y oficialismo o el mundo progresista para poder sumar a la Democracia Cristiana.

Ya entrando de lleno a la campaña por primarias, ¿cómo se va a posicionar el Frente Amplio? Hay ciertas preocupaciones de la ciudadanía en seguridad y economía, ¿dónde pondrán énfasis?

Nosotros estamos preocupados por las chilenas y los chilenos. Justamente el trabajo que hemos desarrollado en los gobiernos locales va a ser una buena proyección de lo que nosotros vamos a desarrollar y eso también lo veo a nivel de concejalía. Inscribimos un pacto que se llama “Por Chile, seguimos” en el sentido de poder darle continuidad a procesos de transformación que estamos logrando en municipios, dándole más seguridad a las personas, más libertades a las personas y también seguridad en una dimensión contra la delincuencia y eso lo hemos logrado que sea súper efectivo.

En Ñuñoa hay un liderazgo de RD que ha logrado no solo aumentar en un 85% los recursos externos que recibe el municipio, sino también, uno, enfrentar la corrupción que existía, actualmente está con arresto domiciliario el ex alcalde de Ñuñoa, pero, por otro lado, también tener el cuartel más moderno de la Región Metropolitana en seguridad y que ha sido a partir de las gestiones que se han ido desarrollando.

Entonces, estoy convencido de que hay que meterse en todos esos temas. Hay que tener la capacidad de mostrar el trabajo que estamos haciendo y a partir de ese convencimiento las personas van a optar justamente porque avancemos en conjunto en estos liderazgos progresistas a nivel nacional.

Sobre proyecciones de la alianza político-electoral con el SD y también con el PC, estos últimos socios con los que llegaron a La Moneda desde el inicio, ¿cómo se mantienen las relaciones?

En estos dos años lo que hemos logrado es generar, más que la existencia de distintas coaliciones, una sola alianza de Gobierno y, en ese sentido, creo que para lo que pasó ahora a nivel municipal, es muy positivo que estemos generando más puentes y más capacidad de articulación con la DC, entendiendo que no es parte del Gobierno, pero sí con quiénes también podemos compartir ciertas visiones de futuro y donde entendemos que el poder actuar en unidad, en muchos casos, entendiendo que si bien tenemos visiones distintas, el encontrar un punto común permite que las cosas pasen.

Eso es lo que estamos empujando en la reforma previsional donde el haber avanzado en conjunto está permitiendo habilitar una reforma que por más de 10 años se ha postergado, lo cual esperamos en el Senado pueda prosperar si la derecha también se hace parte de esto.

Por otro lado, veo que si bien siempre hay tensiones por las distintas visiones porque hay espacios de disputas de poder que es parte de la estructura del Estado, de la política, creo que hay una conciencia en la alianza de Gobierno de que las diferencias que tenemos o esas tensiones que se generan, no pueden ser las que finalmente nos ordenen, sino tienen que ser las prioridades y las preocupaciones que tienen las chilenas y chilenos, y nuestra vocación de generar transformaciones para mejorar la calidad de vida de ellas y ellos.

¿No hay ninguna variación con el PC?

Se ha ido afianzando una alianza de Gobierno desde el Partido Comunista hasta el Socialismo Democrático y también hemos logrado generar puentes de articulaciones y de trabajo con la Democracia Cristiana, lo cual me parece que es muy positivo.

¿Ve esta proyección de pacto, quizás para presidenciales, con la Democracia Cristiana? ¿Desde el FA cuál es su aspiración?

Nuestro foco está puesto en mejorar la calidad de vida de las chilenas y de los chilenos y eso requiere unidad. La semana pasada tuvimos un encuentro con la Presidenta Bachelet a partir de justamente el recoger la experiencia exitosa que han existido en distintos gobiernos locales del país para mejorar la calidad de vida de las chilenas y de los chilenos.

Creo que todo quien comparta ese objetivo con ciertas visiones de recuperar lo público para las personas, que el dinero no sea un determinante para el acceso a derechos o también el poder avanzar en mejorar la calidad de vida de las chilenas y chilenos, son bienvenidos en la posibilidad de poder proyectar y construir esta alianza de Gobierno, estoy convencido de que tenemos que lograr trascender la alianza actual que hemos generado más allá de este Gobierno y en ese sentido con la DC en particular tenemos que hablar en qué términos, en qué espacio, de qué forma, podemos sumar voluntades y fuerzas, pero eso es algo que a medida que uno va teniendo logros concretos, avances concretos y trabajo en conjunto se pueden ir generando los espacios que habiliten eso.

Imagen de Portada: Agencia ATON.
Síguenos en